miércoles, mayo 21, 2008

España bate récord de emisiones de gases de efecto invernadero

Fracaso en la lucha contra el cambio climático: con un nivel de emisiones de CO2 del 152,3% en 2007, nos alejamos aún más del Protocolo de Kyoto (115%)

España fracasa en su lucha contra el cambio climático al volver a liderar en 2007 la lista de países que incumplen el Protocolo de Kyoto. Y lo hizo situándose en su particular cota más alta de emisiones de CO2: 152,31%, o sea un 1,8% más que en 2006.

Según se puede observar en la siguiente tabla, desde 1990, año de referencia para el Protocolo de Kyoto, nuestro país ha incrementado sus emisiones de efecto invernadero en más de un 50%.

Los datos provienen de un informe elaborado por la secretaría de medio ambiente de CCOO y la revista World Watch España.

EVOLUCIÓN DE LAS EMISIONES DE

GASES INVERNADERO EN ESPAÑA

Año

Emisiones

(en porcentaje)

1990

99,28

1991

101,59

1992

104,10

1993

100,66

1994

105,82

1995

110,01

1996

107,42

1997

114,66

Máximo permitido

por Kyoto

115%

1998

118,17

1999

127,91

2000

132,86

2001

133,02

2002

138,94

2003

141,54

2004

147,03

2005

152,15

2006

149,54

2007

152,31

Cabe recordar que, en aplicación del Protocolo de Kyoto, el Estado español sólo podía incrementar sus emisiones de gases contaminantes un 15% entre los años 1990 y 2012.

El Gobierno, incapaz de cumplir

Los autores del informe afirmaron este martes, 20 de mayo, que, con los datos actuales, es evidente que el Gobierno central no tiene capacidad suficiente para cumplir los compromisos adquiridos en la ciudad japonesa.

Esto equivale a hacer frente a actuaciones compensatorias que podrían tener un coste económico de 3.500 a 4.000 millones de euros.

El director de la revista World Watch España, José Santamarta, denunció ayer que el Gobierno central mantiene una política informativa “de ocultación” de datos sobre el cumplimiento del Protocolo de Kyoto y animó los ciudadanos y las organizaciones ecologistas a reclamar el derecho a la información ambiental.

A pesar de que no se trata de datos oficiales, el informe de CCOO y World Watch se ha convertido durante los últimos años en un documento de referencia que adelanta con gran precisión los datos finales del ministerio de Medio ambiente.

Según estas dos organizaciones, el sector que produce más emisiones de gases de efecto invernadero es el energético (producción de electricidad y transporte por carretera), seguido de los procesos industriales, la producción de cemento y las industrias química y metalúrgica.

Nos salva la energía eólica

El informe de CCOO y World Watch España destaca entre los apartados más positivos el incremento de la importancia de la energía eólica en España. En 2007, la electricidad conseguida por esta fuente de energía renovable aumentó un 16,3%.

En total, la energía eólica produjo el 8,7 de la electricidad consumida en España. Esta cantidad hizo posible una reducción de las emisiones equivalente a 26 millones de toneladas de dióxido de carbono.

Parar acercarnos a los objetivos de Kyoto, el informe reclama una apuesta más decidida por las energías renovables y un incremento de eficiencia energética, es decir, conseguir los mismos servicios y productos reduciendo el consumo de energía.

1 comentario:

Paula Vientonorte dijo...

Muy interesante. Corrígeme si me euqivoco, pero tampoco ha habido mucha presión ciudadana al respecto, no?